^Subir

foto1 foto2 foto3 foto4 foto5


Educando para la vida y por la vida

Inglés certificado por Universidad de Cambridge

Deportes en Campo Deportivo

Grata convivencia

Formación Valórica

Contacto

fot11

Alumnos y alumnas llevando su cruzada por salvar al planeta
(Fuente: El Rancaguino)

Firmaron un contrato el que quedó plasmado de manera simbólica, en un libro donde los estudiantes escribieron sus compromisos.

El Día Nacional del Medio Ambiente se celebra en octubre, y a diferencia del Día Mundial del mes de junio, su énfasis está en lo que afecta a Chile el cambio climático y la crisis ambiental a nivel global. Y es que nuestro país es uno de los más afectados, ya sea por su geografía y ubicación. Por eso y muchas otras razones es que el Colegio Inglés Saint John a través del departamento de Humanidades, realizó una activación donde todos los niveles se expresaron sobre el cuidado del entorno y el riesgo que existe frente al cambio climático.

Fue así como acompañados de música y la firma de un libro donde se comprometieron a cuidar el planeta, dieron el “vamos” a una actividad llena de esperanza y motivación. En esta instancia también se inauguró un punto de reciclaje de chatarra electrónica, que gracias a un convenio con la empresa Entel, fue posible instalar para que los niños, niñas, jóvenes, apoderados y funcionarios del colegio, dejen sus celulares, cargadores y otros equipos que ya no usan, evitando así que estos pasen a los vertederos.

Karina Peña, profesora de filosofía del colegio, señaló que  “este proyecto surge desde las academias extraescolares de nuestro colegio que se conforman con academias culturales, científicas y artísticas. Es en este contexto, y bajo el alero de nuestro proyecto educativo hemos buscado fomentar de manera integral en nuestros alumnos y alumnas la conciencia medioambiental.”

La actividad incluyó conversatorios, desde kínder a cuarto medio. Además de la alianza con Entel se sumó otra con Conaf, instancia en la que se plantaron árboles nativos.

Emilio Bruna, alumno del establecimiento, relató su experiencia con este proyecto: “Se siente muy bien cuidar el planeta. Tenemos que tratar de que siga mucho tiempo. En mi casa reciclo y hago origami y con mi mamá estamos pensando implementar una compostera” indicó. En tanto la alumna Mey Estrada se mostró muy entusiasmada con la actividad: “me encantó como miembro de la academia de filosofía, ser parte de la organización de este conversatorio de medio ambiente. Ahora estamos implementando contextos en que se pueda lograr conciencia del cuidado del medio ambiente. Por ejemplo a los niños y niñas pequeñas les exhibimos un video en el que hablamos sobre los árboles motivándolos a plantar junto a sus familias”.

Antonella Polgátiz está desde quinto año participando en estas iniciativas. “Me parece una instancia súper interesante que permite pensar mucho más allá de lo que uno se pregunta normalmente”

La música se tomó la actividad con una bella canción donde la belleza de un arcoíris fue protagonista, mientras la rectora del colegio habló  al alumnado y toda la comunidad escolar sobre el desafío que conlleva comprometerse con el cuidado de la Tierra. “Todo el planeta está dañado por este mundo moderno. Por eso creo que es muy oportuno trabajar con los niños y niñas desde pequeñas y motivarles a aportar para evitar este deterioro tan visible. Conservar el medio ambiente ha sido nuestro mensaje. Ahorrar energía, reciclar, cuidar el entorno. Este es un trabajo del Departamento de Humanidades donde se han involucrado todos los profesores y comunidad educativa. Chile ha avanzado en el área del medio ambiente pero aún es poco y por eso estamos haciendo conciencia desde la primera infancia”.

Fue una jornada motivadora y de mucha esperanza, donde todos, desde los más pequeños, se comprometieron con el cuidado del Planeta.